Seis desinformaciones sobre Palmira que han circulado durante el paro nacional

Fecha de publicación: junio 22, 2021
Etiquetas: ,

La situación que atraviesa el país desde el 28 de abril, cuando inició el paro nacional, ha propiciado escenarios para que se propague la desinformación. A través de redes sociales, aplicaciones de mensajería instantánea y hasta en reconocidos medios de comunicación se han compartido noticias que no corresponden a la realidad y cuyo fin es reforzar sesgos o generar pánico colectivo.

Palmira no ha sido la excepción. Le compartimos seis desinformaciones sobre el municipio que han circulado en el marco del paro nacional, con su respectiva verificación. Entre todos podemos romper la cadena de noticias falsas.

1. La información sobre tres cuerpos encontrados en la vía Cali – Palmira es de 2017, no de 2021

El martes 22 de junio de 2021, la cuenta de Twitter ‘Human Rights International’ publicó un trino en el que aseguraba haber recibido información sobre tres cuerpos descuartizados en la vía Cali – Palmira, a la altura del río Frayle. La publicación tuvo más de 600 retuits y los usuarios de la red social empezaron a clamar apoyo a organizaciones internacionales de derechos humanos.

La misma desinformación había sido compartida por la cuenta digital ‘Notis y Entretenimiento’, que publicó el 29 de mayo un video en la aplicación móvil Kwai, en el que la periodista Ingrid Tovar informaba sobre el hallazgo de tres cuerpos abandonados en la misma zona. Dicho video fue tomado del perfil de Facebook de la periodista y, tras hacerle una edición para incluir un cabezote, se compartió como si se tratara de crímenes ocurridos en el marco del paro nacional de 202

img 1  img 2   img 3

¿Qué pasó realmente?   

La información fue real, pero corresponde a una noticia del 1 de agosto de 2017 compartida por varios medios de comunicación, entre los que también estuvo 90 Minutos. En este sentido, las víctimas no fueron personas asesinadas en el marco del paro nacional de 2021, como lo han creído muchas personas. Incluso, la cuenta Human Rights International publicó un trino en el que anunciaba la eliminación de la desinformación. El alcalde de Palmira, Óscar Escobar, solicitó una rectificación.

img 4 img 5

2. Ecopetrol no dejó de enviar combustible a Palmira por supuestos motivos de seguridad

Finalizando mayo, un audio compartido por WhatsApp hizo que muchos ciudadanos se desesperaran ante un presunto desabastecimiento de combustible debido a que Ecopetrol había “cerrado el despacho” para el Valle del Cauca por falta de seguridad. En el audio, un hombre no identificado recomendaba “tanquear los carros de una vez, ahora que no hay cola ni nada. Porque si no pueden despachar, va a volver a pasar lo que pasó en estos días. Compren unas pimpinitas de una vez y llevan y tanquean”.

La segunda semana de mayo también circuló un audio en WhatsApp que se viralizó rápidamente, pues alertaba sobre un supuesto cierre de las plantas productoras de combustible en el corregimiento de Mulaló (Yumbo) debido a que los conductores de los carrotanques habían bloqueado la vía. En el audio, un hombre le contaba a otro (desconocido) esta situación:

“Buen día, viejo Richard. Le cuento la última, la última. Acabaron de cerrar aquí las plantas: Mulaló con la Biomax y la Terpel. Ya no van a despachar más combustible, los carro tanqueros cerraron la vía porque el Gobierno no da garantías para transportar el combustible, entonces de aquí se cerró todo, hermano, y se cierra todo casi parte del Valle del Cauca, Cali, todo Cauca y todo Nariño. Entonces, hermano, aquí hasta nueva orden… Y esos manes dijeron que si llegaba el Esmad a quitar los carro tanques le metían candela a los tanques que tienen combustible para abastecer. Entonces imaginate… Esto está aquí grave, mano. Ahí se las canto”.

¿Qué pasó realmente?   

Ambos audios correspondían a desinformaciones. Frente al caso más reciente, el subsecretario de Movilidad de Palmira, Daniel Parra, se pronunció el 27 de mayo a través de las redes sociales de la Alcaldía para asegurar que había total normalidad en el servicio de combustible en el municipio. Además, la Asociación de Distribuidores de Gasolina – Sodicom publicó una pieza en sus redes sociales que daba un parte de tranquilidad. Como si fuera poco, el portal Colombia Check verificó la supuesta alerta y la calificó como FALSA.

img 6

Con respecto a la otra desinformación sobre el cierre de las plantas en Mulaló, la secretaria de Gobierno de Palmira, Yennifer Yepes, fue hasta el sitio donde presuntamente estaban los bloqueos y confirmó a través de un video que dicha información era falsa, ya que las plantas de combustible no habían cerrado ni parado sus actividades.

Cabe resaltar que estos audios cumplían con todas las características de la desinformación que señaló el portal Colombia Check: las personas que hablan no se identifican, aseguran ser una fuente de autoridad, usan expresiones para crear familiaridad y apelan a la emocionalidad de quienes escuchan.

3. Los cuerpos encontrados en la vía Cali-Palmira no eran de los manifestantes detenidos en Cali

En varias publicaciones de redes sociales se aseguró que los dos cuerpos encontrados en la vía Cali-Palmira correspondían a los jóvenes detenidos por la Policía el pasado 22 de mayo en Cali, y que les habían cambiado la ropa para hacerlos pasar como víctimas de un accidente de tránsito. La desinformación se hizo viral y causó la indignación de miles de ciudadanos, ante una supuesta vulneración de los derechos humanos.

img 7

¿Qué pasó realmente?   

La Seccional de Tránsito y Transporte del Valle del Cauca reportó un accidente de tránsito en el km 11 de la vía Cali-Palmira, que dejó dos víctimas mortales. Se indicó que el conductor de una motocicleta negra de placas UBF-53E perdió el control del vehículo, salió de la vía y colisionó con la base de una señal de tránsito. Tanto él como su acompañante, identificados como Carlos Alberto Sierra y Anjelvis Gregorio Pérez, fallecieron en el sitio.

Por otro lado, los hombres detenidos en Cali aparecieron en un video grabado por el fotoperiodista Juan Pablo Rueda, del periódico El Tiempo, y afirmaron que se encontraban bien. La Secretaría de Seguridad y Justicia de Cali también compartió un hilo con referencia al accidente, y los portales La Silla Vacía y Colombia Check verificaron esta información y la calificaron como FALSA. En conclusión, los cuerpos no pertenecían a los dos detenidos en las manifestaciones, quienes están libres.

4. Un vehículo de la Alcaldía de Palmira no estuvo involucrado en la quema del peaje

El pasado 5 de mayo, cuando se registró la quema del peaje de la vía Cali-Palmira luego de que el alcalde y el gabinete municipal marcharan de manera pacífica con los ciudadanos y lograran acuerdos para proteger al municipio, se compartió en Twitter una supuesta denuncia sobre la placa de la camioneta de la que ese habían bajado quienes cometieron el acto vandálico. Acto seguido, otro usuario indicó que dicho vehículo estaba registrado a nombre de la Alcaldía de Palmira, según sus placas.

img 8

¿Qué pasó realmente?   

De esta supuesta denuncia resulta llamativo que no se hubiera compartido una foto u otra prueba contundente de que dicho vehículo, que sí está registrado a nombre de la Alcaldía de Palmira, estuviera involucrado en la quema del peaje. Esa tarde, dos camionetas de la administración municipal estuvieron a la altura del peaje para recoger al alcalde y a su equipo cuando terminó la marcha pacífica, pero no hubo ningún impase y ambos vehículos retornaron antes de la quema.

Además, la Oficina de Comunicaciones de la Alcaldía de Palmira se puso en contacto con la cuenta @Don_Escarlata para pedirle ampliación del tema, pero el usuario no respondió. Al tratarse de una aseveración sin pruebas y sin respuesta por parte de quien la hizo, pierde la veracidad.

5. Los policías que llegaron a Llanogrande no iban a atacar a los manifestantes

El 7 de mayo, en grupos y chats de WhatsApp se compartió un video cuyo narrador aseguraba que un camión lleno de policías había llegado al sector de Llanogrande para intervenir una marcha pacífica. Incluso, en Twitter se publicó otro video con una supuesta denuncia que afirmaba que los uniformados habían pasado disparando, sin detenerse. Genera dudas que en este último video solo se vea el piso, y no se observen los presuntos heridos.

img 9

¿Qué pasó realmente?   

En las redes sociales de la Secretaría de Seguridad y Convivencia de Palmira se aclaró que los policías que se transportaban en este camión estaban prestando el servicio de seguridad durante una jornada de mantenimiento del cableado eléctrico, que había resultado averiado durante las manifestaciones. Debido a la situación de orden público, las autoridades acompañaron a los operarios.

Su paso no fue fugaz y tampoco hubo disparos en contra de los manifestantes pacíficos. Incluso, la administración municipal compartió otro video en el que se observa su retiro en calma. Otro elemento a considerar es que no hubo reporte de heridos durante esa manifestación, lo que confirma que la fuerza pública no atacó a los manifestantes, como se indicó en el video en el que solo se ve el suelo.

6. Palmira no se quedó sin agua por un supuesto atentado a la Bocatoma

A través de WhatsApp, se hizo viral una imagen que generó pánico en los palmiranos: la pieza aseguraba que la bocatoma de Palmira había sido blanco de un atentado, y que por este motivo el servicio de acueducto quedaba suspendido por un tiempo indeterminado. Además, la pieza hacía un llamado para que los ciudadanos recogieran agua. Todo esto ocurrió el pasado 4 de mayo.

img 10

 

¿Qué pasó realmente?   

Se trató de un anuncio falso para generar miedo. El gerente de acueducto y alcantarillado de la empresa Aguas de Palmira, Rubén Olarte, compartió un mensaje para desmentir esta información y dar tranquilidad. “El servicio de acueducto y alcantarillado está plenamente garantizado, no existen contratiempos ni en suministros ni por acciones de sabotaje de particulares que estén afectando las instalaciones”, dijo. En efecto, el suministro de agua no se suspendió.

¡Rompamos la cadena!

Algunos de estos mensajes falsos fueron compartidos más de 20.000 veces en redes sociales. La cantidad de ‘reenviados’ en las aplicaciones de mensajería instantánea es imposible de cuantificar. Aunque algunos ciudadanos lograron descubrir que se trataba de mentiras, muchos otros todavía los consideran verdaderos.

Antes de compartir mensajes no verificados que pueden ser desinformación, se deben cuestionar tres cosas: de dónde sale la información, qué tan rara o indignante puede resultar y qué lenguaje se utiliza para generar una sensación de exclusividad o confidencia. Si en alguno de estos ítems hay sospechas, por favor no la comparta y rompa la cadena.

Mayor información

Lina Uribe Henao
Número de contacto: 3105233240
Jefa de redacción
Dirección de Comunicaciones

Compartir

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Redimensionar imagen
Contraste